jueves, 11 de marzo de 2010

CUÉTARAGATE

Si creeis que hay un complot interplanetario contra los surtidos de galletas, estais en el sitio adecuado.
¿No veis algo raro en que siempre sobren las mismas galletas en las cajas de surtidos? ¿nos habrán metido en la cabeza con publicidad subliminal que no nos comamos precisamente esas galletas? ¿Por que solo se las comen nuestros abuelos/as? ¿Tendrán dentro información importante? o ¿quizas tengan el secreto de la vida?

Yo solo os digo que la próxima vez comeré una a ver lo que me pasa y os lo contaré en primicia.

3 comentarios:

La gata dijo...

A mí siempre me sobra esa alargada, que parece un bizcocho duro, recubierto de azúcar. Debe ser porque está como terrosa, pero nunca me la como. Las primeras que caen son esas de chocolate que están cubiertas con papel brillante, como si fueran bombones. Divertida reflexión!

tan solo una cerilla odia los moviles tactiles dijo...

Es como lo de los yogures de sabores siempre meten de más de los que no te gustan... y las cuetara... no conozco a nadie que le gusten más de dos

Porsifollo dijo...

yo creo que eran danesas
las galletitas, digo