martes, 26 de septiembre de 2006

Y A TI TE ENCONTRÉ EN LA CALLE...

Ayer fue el cumpleaños de mi máaama. Por la tarde fui a un centro comercial para comprarle uno de sus regalos: el último disco de ISABEL PANTOJA... oooooooole!!! y los muy hijos de puta me cobraron 19 euracos... ooooooooooooole!!!
Veo que es una forma muy inteligente de luchar contra la piratería... subir el precio de los discos... está claro... habrán dicho pa lo que va a durar el tinglao discográfico... me forro.
Me planteo varias cosas:
¿Habrá comprado la discográfica Juan Antonio Roca? (MALAYA RECORDS... je je je)
¿Habré contribuido con semejante puñalada a sufragar la fianza de Julián Muñoz? Ojalá... semejante persona no debe estar guardao, queremos verlo en la tele... se le echa de menos.
Máaaaaama no hay mas que una.

4 comentarios:

raul dijo...

Virgeeeeeeeeeeeeeeen milagrosaaaaaaaaaaaa. virgeeeeeeeeeen del Rocío!

Ay madre, ¡la Panto que tirón tiene!

Nada hombre, mirálo por el lado positivo.¡Con tus 19 euracos contribuyes a los bocatas de morcilla de Paquirrín y todos queremos ver a Paquirrín feliz, no?

Y tomáte la pastilla que te veo obsesionao con la malaya esa!

PAQUIRRÍN COOL, PAQUIRRÍN RULES!

chiquidesign dijo...

si malayo, que eres un coñazo, y dandole pelas al cachuli vaya un colega de blog, ojala tiren del hilo y te pillen a ti tb y t metan en la trena por dar de alta a gañanes....

cruzcampero dijo...

Veo Aqui hay tomate a diario, y he de decir que estan haciendo una campaña contra Isabel horrible. Según Lidia Lozano es posible que se separe de Julián porque le ha ocultado toda la verdad.
Me alegra que haya gente como Carlos que compre sus discos originales, es mas, creo que hasta sería capaz de ir a un concierto suyo para mostrarle su apoyo... Yo tambien lo haría pero mi madre no me deja.

carlosmondovega dijo...

Raul, el caso MALAYA ha supuesto un antes y un despues en el bizarrismo español... LO MIO ES MIO Y LO TUYO ES MIO... gañanes de 1ª... QUITATE-TU-PA-PONENME-YO... un miró encima del vater... SOIS UNOS GOLFOS... Y UNOS SINVERGÜENZAS... GOLFOS... GOLFOS...