martes, 13 de octubre de 2009

Verdad verdadera

Esto que Chiqui contó hace unos días es cierto, rigurosamente cierto. Doy fe. Me acaba de pasar.
Me cago en los muertos del que haya sido.

Gracias.

5 comentarios:

Irimia dijo...

La cosa tiene dos soluciones, la primera es derivar un cable desde el alternador a la antena, da muchas interferencias en la radio, pero todo aquel que toque la antena caerá frito y en cenizas a los pies del coche.

La segunda es echarle unas gotitas de epoxi (pegamento de ese de dos componentes) a la rosca, ya no hay dios que la quite si no desmontan el coche.

avecestemataria dijo...

Bienvenido al club...

Lo curioso de todo es que cuando me pasó a mi, fui al concesionario a comprar una y e miraron con cara rara, me dijeron que la gente no solía comprar antenas... efectivamente vamos robándolas unos a otros... flipo

Alfonso Rogero dijo...

Joer, que bueno xD xD

Vitinillo dijo...

lo del pegamento en la antena.. conozco gente que le ha echado y.. ha terminado con la antena rota y pegada (los hijosdeput@ cuando ven que está pegada la arrancan)... por lo que.. resignación..

la llevas dijo...

El problema es que si hay n coches circulando por España, hay n-1 antenas, siempre hay alguien que no tiene y se ha convertido en el antiguo juego de "la llevas", me desaparece la antena pues se la robo a otro y eso otro a otro y así sucesivamente, el "usuario sin antena" se va rotando entre toda la población española. Me parece una putada, pero es un juego divertido...